27 julio 2015

Ahora las mujeres pueden mejorar su sexualidad... ¿cómo?

Gracias a una novedosa cirugía.

El punto Gräfenberg, también conocido como punto G, es una zona íntima de las mujeres y que contiene las glándulas de Skene, que son las responsables de provocar los mayores orgasmos femeninos.

Este término fue determinado por primera vez en por Perry Whipple en 1981, al referirse a un área descrita por el sexólogo Ernest Gräfenberg, en 1950 en un libro donde explicaba el rol de la uretra femenina.


Ahora bien ¿Qué relación tiene esto con las cirugías?

Según el ginecólogo y especialista en cirugía uroginecológica, Jack Pardo, “si una mujer conoce esta zona de su cuerpo, puede mejorar mucho más la fricción en el momento del coito”, pero si llega a expandir este punto en una cirugía, su nivel de clímax sexual aumentaría considerablemente.
“Esta intervención en específico ha logrado mejorar la sexualidad en al menos el 84% de las pacientes que se someten a esta intervención. Aunque siempre se debe solicitar la evaluación de un sexólogo para analizar la factibilidad de este tratamiento”, explica el especialista.

Procedimiento

El procedimiento es bastante sencillo. No es necesario pasar por el quirófano, ya que se inyectan aproximadamente 1 ml. de ácido hialurónico, en la zona donde se encuentra el Punto G.  Es una cirugía totalmente ambulatoria y tiene una duración de 30 minutos aproximados.

Tras la intervención, lo ideal es tener una abstinencia sexual de 7 a 10 días. Pasado este tiempo se puede tener relaciones  con normalidad o usar preservativos sin inconvenientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡Gracias por tu visita a mi blog!!
Te espero pronto....!!!